12 may. 2011

Mi vida posible

Poeta arrastrado soy, baúl decrépito

de pasiones y lastre de deseos.


Pirámides negras embargan y tañen

el rastro de soledad que en el devenir

dilata las huellas y el negro del ánima.


Como torcido renglón de un verso decaído,

frustrado consuelo del amor solícito,

me encadeno al misterio,

a la duda,

de un torrente infinito de aflicciones,

de litigios e intrincada arena…


Me encadeno a mi vida posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario